23 de marzo de 2015

Sustituyendo las rastas de Itziar


Itziar contactó conmigo a causa de unas rastas muy gordas que le provocaban molestias e incomodidad.

Yo le recomendé cortar esas rastas y sustituirlas por otras más finas que no pesaran tanto ni cogieran tanta zona del cuero cabelludo.

Le pareció buena idea, porque además así podía llevar más cantidad de rastas, pero tenía que dejarse crecer las raíces, para tener más pelo sin enrastar y no tener que deshacer tanto tramo de rasta.

Antes de su visita, le preparé varias rastas naturales con el pelo que ella me trajo:



Una vez se las enseño, empiezo a reemplazar las rastas antiguas y gruesas, por las nuevas rastas más finas.

También le sustituyo el final de una rasta muy gruesa y le añado una rasta más fina.

Así quedó el trabajo: